Mascarillas de chocolate, una deliciosa forma de hidratar la piel

Pubicado el : 16 novembre 2016
Categorias : Consejos de belleza

Existen mascarillas de cientos de propiedades e ingredientes. Unas limpian la piel en profundidad, otras la hidratan, otras le aportan luminosidad, etc. Por todo ello el uso de las mascarillas se ha convertido en un cuidado imprescindible en nuestra rutina de belleza. Si te aplicas una mascarilla una vez a la semana, le estarás dando a tu rostro un tratamiento intensivo.

 

¿Por qué el chocolate es el mejor ingrediente?

Sabemos que el cacao puro es una auténtica fuente de energía, pero al igual que lo amamos, tendemos a huir de él porque al mezclarlo con leche y azúcar , se convierte en una deliciosa tableta de chocolate que funciona en nuestro cuerpo como una bomba.

 

A la hora de usar una mascarilla de chocolate la cosa cambia. De nuevo el chocolate puro, el 100% es la opción ganadora. El cacao es uno de los mejores antioxidantes porque gracias a la acción de estos, combate a los radicales libres y por tanto previene el envejecimiento.

 

Las mascarillas de chocolate también ayudan a nuestra piel a protegerse de la contaminación ambiental y de todas las posibles agresiones externas gracias a los flavonoides que están presentes en el cacao y que protegen a la piel de los rayos UVA.

Chocolate puro

 

Pero sin duda, uno de los beneficios de las mascarillas de chocolate más importantes es su poder hidratante. Gracias al acabado que deja en nuestra piel, ésta se ve mucho más suave, tersa y luminosa.  Una máscara facial de chocolate hidrata ya que el cacao mejora la circulación y logra por tanto que cada célula cumpla mejor con su función y nuestro rostro adquiera color y luminosidad además de recobrar elasticidad.

 

Existen las mascarillas corporales de chocolate ya que los beneficios que éste aporta a la piel se pueden extender a partes del cuerpo como las piernas debido a que entre sus beneficios también está el de reducir la celulitis. Si pruebas por ejemplo una crema hidratante de chocolate no tardarás en ver cómo la piel de todo tu cuerpo está mucho más suave.

 

Pero es que además de poder usarla para el rostro y para el cuerpo, también puedes usar la mascarilla de chocolate para el cabello ya que  no solo hidrata el cuero cabelludo sino que gracias a los minerales y  las vitaminas que se encuentran en el cacao, la mascarilla de chocolate es capaz de darle elasticidad al cabello.

 

Cómo quitarse una mascarilla.

¿Cómo aplicar una mascarilla de chocolate?

Las máscaras faciales de chocolate suelen estar también compuestas por barro para ver aumentadas sus propiedades. En cualquier caso, lo importante es que primero limpies tu rostro en profundidad para que las propiedades de la mascarilla penetren mejor. Después, aplica la mascarilla con tus manos o con una brocha para mascarillas. Evita siempre la zona del contorno de los ojos y de la boca ya que esta piel es más sensible. Una vez hayas extendido el producto de manera uniforme, deja reposar la mascarilla en tu piel durante unos 20 minutos. Aclara con agua templada y retira los restos con una toalla húmeda a través de ligeros toquecitos, nada de arrastrar. ¡Listo! Ahora podrás presumir de una piel hidratada y luminosa gracias a la mascarilla de chocolate. 

Este producto lo podrás encontrar en la Beautiful Box de noviembre "My Chocolate Crush".


Añadir un comentario